La Argentina construirá un reactor para uso medicinal en Holanda

El presidente Mauricio Macri anunció la firma del contrato entre la Fundación Pallas e INVAP, por el diseño y construcción de un reactor de investigación y producción de radioisótopos para usos medicinales en la ciudad de Petten, Holanda del Norte.

Se trata de una exportación tecnológica de alto valor agregado que consolida a la Argentina como país confiable en el campo de la actividad nuclear con fines pacíficos y como líder en el desarrollo de reactores nucleares de investigación.

Además, refleja la nueva etapa de inserción inteligente en el mundo iniciada hace dos años por el presidente Mauricio Macri y confirma la capacidad científico-tecnológica del país para exportar conocimiento.

“Es una gran noticia para INVAP y también para toda la Argentina”, destacó Macri en una rueda de prensa, y aseguró que “es un hito muy importante porque confirma que la Argentina puede ser un socio confiable en el uso pacífico de la tecnología nuclear”.

Macri remarcó que INVAP “está también haciendo otros desarrollos que espera vender al mundo” y consideró que “el reconocimiento que significa haber ganado esta licitación  ayuda muchísimo para potenciar” a la empresa.

El Jefe de Estado realizó el anuncio durante un encuentro que mantuvo en Davos, Suiza, con el Primer Ministro de Holanda, Mark Rutte, y que contó con la presencia de la Reina de los Países Bajos, Máxima Zorreguieta.

Según se informó al presidente Macri este mediodía en La Haya, Hermen Van der Lugt, CEO de Pallas, y Vicente Campenni, Gerente General y CEO de INVAP, firmaron el correspondiente contrato.

Actualmente, existe en Petten el reactor HFR, que abastece el 60 por ciento del mercado de radioisótopos de Europa y que está llegando al final de su vida útil, por lo cual se ha decidido reemplazarlo.

Hoy alrededor de diez mil hospitales emplean esos radioisótopos y cada año se hacen más de 40 millones de procedimientos de diagnósticos y tratamientos, mayormente en casos oncológicos.

En diciembre de 2007, Holanda llamó a una licitación por este nuevo reactor, a la que se presentaron AREVA TA de Francia, KAERI de Corea del Sur, y la rionegrina INVAP.

La oferta de la Sociedad del Estado argentina, creada en la década del 70, fue seleccionada en junio de 2009, pero en ese momento las autoridades decidieron discontinuar el proyecto debido a la crisis económica global, hasta que en 2015 la Fundación Pallas llamó a una nueva licitación.

Se dividió entonces el proyecto en dos etapas: la primera fase consistirá en la ingeniería, la obtención del permiso de construcción, el perfeccionamiento del plan de negocios y la obtención de la financiación; en tanto que la segunda implicará la construcción del reactor.

Para el éxito de la oferta de INVAP fue fundamental, además de la trayectoria de la empresa, el respaldo y las gestiones realizadas por el presidente Macri, la Jefatura de Gabinete, la Cancillería, la Embajada Argentina en los Países Bajos, el Ministerio de Energía y Minería de la Argentina.

También el apoyo brindado por el gobierno de Río Negro y la aprobación unánime de la Ley 5218 de la Legislatura de esa provincia que amplió el aval para proyectos de exportación de INVAP y permitió la obtención de las garantías bancarias necesarias en contratos internacionales y el apoyo de la Comisión Nacional de Energía Atómica.

INVAP tiene su sede central en San Carlos de Bariloche y cuenta con una trayectoria de 40 años a nivel nacional y de 30 en la escena internacional.

Sus principales actividades se centran en las áreas Nuclear; Espacial; Gobierno y Defensa; Tecnología Industrial y Energías Alternativas; Tecnologías de la Información y Comunicación (TICs), y Servicios Tecnológicos.

Ha diseñado y fabricado reactores de investigación y producción de radioisótopos en distintos lugares del mundo, como también satélites de baja órbita para la observación terrestre y satélites de telecomunicaciones, sistemas de radar, plantas industriales y centros de medicina nuclear.


Print Friendly, PDF & Email
Share