El renacido

Entrevista a Juan Manuel Gattone, el entrenador de básquet de Talleres RPB, quien esta noche presentará el nuevo plantel.

Juan Manuel Gattone es de las personas que cambian el clima, con su energía avasallante invita a acompañar su enorme labor como entrenador-formador. Ilusionado con el nuevo equipo y el despegue de “sus chicos” nos relata sus objetivos para la nueva temporada que comenzará este domingo cuando la “T” reciba nada menos que a su clásico rival CAOVA desde las 20:30hs. El conductor del León suda pasión por su deporte, nos cuenta acerca del proyecto en alianza con la municipalidad de Villa Gobernador Gálvez y sueña con alcanzar lo más alto, orgulloso del trabajo realizado pero con la ambición de seguir creciendo y mejorando.

-¿Qué expectativas tenés sobre el nuevo armado del plantel de primera división?
Más que tener expectativas con el primer equipo tenemos trazados objetivos de rendimiento, individuales y colectivos, objetivos de resultado y un plan de trabajo para intentar cumplirlos. La idea es ser protagonistas del torneo local, tener un equipo que juegue un buen básquetbol en defensa y en ataque, intenso y aspirar a estar en las definiciones del torneo local y ser muy competitivos en la Liga Provincial. Se intentará tener un equipo balanceado y poseer dos unidades para jugar. Hay un calendario muy exigente esta temporada y hay que tener personal para poder afrontarlo y ser competitivos. Queremos estar arriba en el torneo local y en la Liga Provincial.

-¿Qué opinás de los nuevos refuerzos que llegaron?
Los casos de Gustavo Bronzino y Agustín Chiana son jugadores conocidos en la región, son surgidos del torneo local de Rosario, tienen basta experiencia en diferentes ligas. Serán nuestra referencia interior y los encargados de guiar a un joven equipo desde adentro de la cancha, poseen características complementarias y eso nos va a dar un salto de calidad.
El caso de Ferrari es un jugador joven, un polivalente de buena talla, capaz de darnos soluciones en diferentes aspectos del juego.
Mauro Burgos es un alero juvenil con muchas ganas de crecer como jugador, mucho ímpetu y contracción al trabajo, intenso en su juego.
Leandro Quarroz es una apuesta joven en la base, depositamos la confianza en él, tiene el talento y la inteligencia para conducir y está decidido a trabajar duro para guiar al equipo y mejorarse desde lo individual.
En todos los casos hay potencial individual y colectivo, todos están entrenando de muy buena forma y como grupo se han acoplado muy bien a Cingolani, Ghirardi, Galarza y los juveniles del club que van a tener muchas responsabilidades esta temporada y tienen en claro que asumirán roles mucho más importantes de los que tenían.

-¿Cómo están las inferiores del club?
Siempre creciendo, buscando de tener calidad de trabajo y con los objetivos principales de la formación de jugadores, personas. También tenemos el objetivo de formar entrenadores y dirigentes.
La idea es introducir a los más pequeños a la actividad y mediante un plan de trabajo ordenado en cuanto a contenidos por edades y niveles, darle las herramientas para que todos puedan ser el mejor jugador que cada uno pueda ser, acorde a sus capacidades y que todos se identifiquen con el club. Hay estímulos de preparación física, de técnica y táctica individual y entrenamientos de equipo. A su vez estamos orgullosos de contar esta temporada con Ricardo Bojanich en el staff de formativas, trabajando en el diseño del programa de formación y seguimiento del desarrollo de los chicos y chicas, realmente un lujo que se da Talleres.
La cantidad de deportistas aumenta año a año, hoy contamos con una escuelita masiva, dos equipos de premini y dos equipos de mini. La tira de formativas compitiendo desde hace varias temporadas en el nivel de elite de la rosarina. También somos protagonistas provinciales promovemos jugadores/as a diferentes seleccionados.
Todos estos años estamos sentando las bases de una cultura de básquet, queremos crear eso para los años venideros, arraigar al básquetbol en la ciudad y potenciar la actividad en nuestro Club Talleres.
Hoy tenemos muchos jugadores de nuestro programa de formativas en la Primera, eso es fruto del trabajo de todos.

-¿Cómo ves el proyecto social con la municipalidad y el club?
Ambicioso, como todo lo que encaramos. La gente de la municipalidad está muy abierta y predispuesta, eso abre la puerta para el trabajo en conjunto. Creo que son los primeros pasos, la idea es afianzar el lazo y crecer juntos, trabajar mucho desde lo social, promover el básquetbol en los chicos e ir detectando talentos.
Es un vínculo que cuanto más fuerte se haga, más beneficios dará a todos. Es muy motivante y tiene un potencial con un techo que aún no se puede determinar.

-¿Qué esperas del equipo de primera división esta temporada?
El aficionado y el hincha deben esperar, nosotros tenemos que trabajar. Eso estamos haciendo, con el objetivo de ser un equipo muy competitivo que ponga el nombre de Talleres bien arriba y la gente venga a identificarse, apoyar y sentirse parte del equipo de la ciudad.

-¿Con que soñás? ¿Sueños con la selección Argentina?
Sueños es difícil, fundamentalmente sueño con que mi hija y mi familia en general sean felices y estén bien, para eso tengo que hacer mi parte.
Lo deportivo lo baso en objetivos, me gusta y me mantiene vivo enfocarme en metas, prepararme y trabajar lo más duro que pueda para lograrlas. Pasa por ahí, tener objetivos y trabajar para cumplirlos, no me gusta sentarme a mirar al cielo y esperar que las cosas pasen, de esa manera es difícil que algo que deseas se transforme en realidad.
Con la selección intento dar lo mejor de mí, trabajar en el puesto que la CABB me asignó y contribuir para el desarrollo de la clase 2002 y del básquetbol argentino en general. Es un desafío permanente, un orgullo y una responsabilidad gigante. La idea es continuar con el rastrillaje de jugadores, seguirlos, ir acotando el grupo en las sucesivas concentraciones y competir internacionalmente en el TBF U16 de Turquía en el 2018, eso como lo más próximo.

-¿Dónde crees que seguirá el básquet del club en los próximos años?
Trabajamos para cumplir los objetivos de que Talleres sea una referencia regional en el básquetbol.
Hoy por hoy somos reconocidos por todo lo que hemos demostrado, esto lo planteamos hace varios años y como fruto del trabajo se ha logrado.
El error sería conformarse, hay que creer que todo está por hacer, todo lo bueno que se hizo es muy lindo, pero ya está, hay que ir para adelante, agregarle más calidad y más cosas al programa deportivo e institucional.
Si hubiese creído que ya no se podía crecer más entonces no estaría trabajando en Talleres. Es lindo mirar para atrás y sentirse orgullosos de todo lo que se hizo, pero te repito que ya está, ahora es momento de mirar para adelante, trabajar más y mejor para seguir evolucionando.

Gentileza: Cristian Vega – SOMOS LA PASION DEL BASQUET – En Twitter: @bqtalleres


Print Friendly, PDF & Email
Share